By Getin.

De acuerdo a los datos analizados por Getin, las tiendas físicas elevaron la cantidad de transacciones promedio hechas durante la campaña del Hot Sale 34% comparado a un día regular de venta del 2019.

A pesar de que el objetivo de la campaña estaba enfocado a incentivar compras por internet, las marcas que aprovecharon la visita de compradores para comparar precios, aumentaron las posibilidades de cerrar ventas, señala Ingrid Armas, Data Scientist de Getin.

El Hot Sale se llevó a cabo del lunes 27 al viernes 31 de mayo, esto tuvo un impacto positivo para el primer fin de semana de junio, ya que fueron los días en los que se levantaron más tickets en la semana. Gracias a la campaña, la conversión de compra aumentó 33% comparado a un fin de semana promedio.

En el comparativo se observó que durante los días que estuvo vigente la campaña, la afluencia en espacios comerciales creció 29%, beneficiando también al sábado y domingo, días que presentaron el índice más alto de tráfico de esa semana en relación a otros fines de 2019.

“Durante los días de la campaña, las tiendas físicas implementaron descuentos que lograron captar a los consumidores para realizar compras de impulso”, indicó Ingrid Armas.