By Getin.

En Europa y Estados Unidos, donde el sector de lujo representa un mercado importante para el retail, desde hace unos años las tiendas de este segmento han comenzado a usar herramientas como la inteligencia artificial, big data y medios digitales para entender y adaptarse a las tendencias de consumo.

En los últimos años ha cobrado más relevancia el segmento de consumidores conocido como “HENRYs” (con ingreso altos, pero todavía no ricos, por sus siglas en inglés).

Este nicho es caracterizado por millennials que ganan entre 100 mil y 250 mil dólares anuales, son conocedores del mundo digital, por lo que gastan gran parte de su dinero en compras en línea y el uso de las redes sociales es parte de su rutina diaria, es un segmento que valora más las experiencias sobre el producto final.

En promedio cada hogar “HENRY” gasta entre 60 y 86 mil dólares anuales, entre sus preferencias se encuentran los productos cuyas marcas tengan una comunicación más directa y una atención personalizada.

En otros países el segmento de lujo está apostando por tomar acciones en el mundo digital para llegar desde un inicio con futuros compradores de sus productos. Italia es el país principal en ventas de artículos de lujo, mientras que en Francia los rendimientos en crecimiento en ventas son mayores.

En América Latina los consumidores aún prefieren acudir físicamente a las tiendas a realizar sus compras, México es uno de los principales mercados para el crecimiento del sector de lujo en la región.

Es importante que las tiendas de lujo en México entiendan a sus nuevos consumidores e implementen estrategias que los mantengan cautivos, generando experiencias que hagan valorar la lealtad de compra de los consumidores que comienzan a tener cada vez un mayor poder adquisitivo.


***Este artículo está basado en el reporte “Las potencias globales de artículos de lujo 2019”, elaborado por Deloitte.